¿Sabes qué son los recursos de apoyo ocupacional y laboral?

Los recursos de apoyo ocupacional y laboral están dirigidos principalmente a personas con discapacidad intelectual o enfermedad mental. Entre ellos, podemos encontrar las unidades especiales ocupacionales, los centros ocupacionales, los centros especiales de empleo y el empleo protegido.

empleo

Unidad especial ocupacional:

Dirigido a personas que, por su grado de discapacidad física, sensorial o de comportamiento, tienen dificultades para integrarse plenamente en un centro ocupacional.

 

Centros ocupacionales:

Los centros ocupacionales son un servicio alternativo y previo a la actividad productiva. Están destinados a proporcional a las personas con discapacidad intelectual la habilitación profesional y el desarrollo personal y social necesarios para conseguir el máximo desarrollo de sus capacidades personales y laborales y, por tanto, la posibilidad de incorporación al mundo laboral protegido.

Para acceder a ellos es necesario estar reconocido con la condición de discapacidad, ser mayor de 16 años o estar derivado del centro base de servicios sociales. Aunque no es un centro de trabajo ordinario, sí está remunerado, pero solo con el 30% del salario mínimo interprofesional.

 

Centros Especiales de Empleo (CEE):

Los CEE se crearon en nuestro país al inicio de la década de los ochenta con el objetivo de asegurar un puesto de trabajo remunerado a personas con diversidad funcional que no podían acceder al mercado laboral ordinario.

Estos centros se benefician de una serie de ayudas y subvenciones en función de los trabajadores con discapacidad que dispongan en su plantilla y pueden ser tanto públicos como privados.

Sus trabajadores tienen que tener al menos un 33% de minusvalía y estar inscritos en las oficinas de empleo. Salvo las personas con discapacidad intelectual moderada y severa, el resto sólo puede permanecer en ellos un máximo de seis años.

 

Empleo protegido:

Tienen como finalidad la integración laboral de las personas con discapacidad en un entorno laboral ordinario. Se basa en la intervención de un profesional especializado en el desarrollo de estrategias específicas en el puesto de trabajo.

El apoyo proporcionado a la persona no solo incluye ayudas en el aprendizaje de las tareas en el propio puesto de trabajo (formación in situ), sino que también implica un soporte en el desarrollo de habilidades complementarias (de autonomía, de relación social, etc.) fundamentales para la vida activa.

 

Recuerda que, si te gusta trabajar con personas mayores y dependientes, desde el 1 de enero de 2016 sólo puedes hacerlo si dispones de un título oficial. Entérate de cómo conseguir el Certificado de profesionalidad llamando al número de teléfono 918270540, donde te atenderemos personalmente y resolveremos todas tus dudas.